Tipos de ventas eficaces y fiables

¿Sabías que cuesta cinco veces más conseguir un nuevo cliente que mantener un cliente que ya tenemos?

Esto te debería hacer entender el valor de construir una relación con tus clientes y convertirlos tanto en compradores repetitivos como en gente que hable bien de tus productos y servicios, y por tanto de la compañía.


El boca a boca sigue siendo una de las mejores técnicas de ventas que tenemos disponibles, y por tanto hay que centrar nuestros esfuerzos en este sentido. Si alguien le dice a un amigo lo bueno que es el producto que te ha comprado hace poco, es muy probable que ese amigo te lo compre a ti. Las relaciones que se forman en las ventas son sobre crear algo parecido a una amistad y una relación basada en las necesidades de la otra persona.

Una vez que has fundado estas relaciones, mostrado que te preocupas y ganado la confianza del potencial cliente, estás en el camino correcto para que sea definitivamente un cliente por mucho tiempo. Saber sus necesidades y encontrar sus preocupaciones secretas (por ejemplo, un problema que tienen que tu producto o servicio podría solucionar) puede ayudar a encontrar la forma de ayudarles y cimentar una incluso mejor relación. Con una buena relación establecida, los detalles de las ventas son fluidos. Estos mismos detalles se convierten en obstáculos si no existe una buena relación.

Como cliente, algunas de las mejores experiencias con personal de ventas seguramente fueron con personas que honestamente escuchaban tus necesidades, y mostraban interés en lo que tenías que decir. Lo cierto es que la mayoría de la gente reacciona mal a una técnica de ventas agobiante y agresiva. En un tipo de ventas basada en una buena relación, esta alta presión por vender no forma parte de la estrategia, simplemente porque no tiene lógica hacerlo así. Ellos ya saben como funciona el producto o servicio y esa es la mayor garantía que tienes.


Algo que debemos mantener siempre, es un contacto regular con el cliente. Si has ganado una confianza con un cliente y pierdes el contacto durante cierto tiempo, este cliente podría cambiar a la competencia. Por lo tanto, no debemos solo centrarnos en construir esta buena relación, sino mantener un contacto regular y mantener los canales de comunicación abiertos. Esto se puede hacer usando varios métodos de contacto para cualquier tipo de necesidad de emergencia. Para mantener el contacto, la tecnología está a nuestro favor. Hoy en día, tenemos teléfonos móviles, correo electrónico, videoconferencias, y muchas otras formas de comunicación. Esto hace más fácil estar en continuo contacto con los clientes.

Leave a Reply